Lo que hay aquí:

martes, 10 de enero de 2012

y entonces...BUM.

Don't look.
the world's about to break.
Harold Pinter

guardo el fin del mundo en el cajón de mi mesita de noche
junto a la Moleskine
y al último de Bukowski.

enciendo el ordenador
miro lodesiempre
lo apago.
me apago.
apago la luz.
 pienso en Dios
que hizo el mundo en seis días 
lo iluminó con una elaborada instalación eléctrica
y el domingo,
descansó.

me introduzco bajo las sábanas
cierro los ojos,
rezo.
hablo con algún Ser Divino Apocalíptico
le cuento mis pecados,
con toda clase de detalles
porque más vale que el fin del mundo nos pille confesados.
intento dormir
-lo intento-
sigo intentándolo cinco minutos más tarde.
digo ¡no aguanto más!
en voz alta.
lloro,
en silencio. 
repito no aguanto más...
en voz baja.
vomito mis penas en un folio
aprovechando los últimos resquicios de tinta de un Pilot Gel azul
escribo un poema,
lo rompo.
escribo otro poema,
me rompo.

me destruyo en la intimidad de estas cuatro paredes
para no mostrarle al Universo lo débil que soy.



2 comentarios:

Paranoid Drug Haze dijo...

La odio. La imprimiría y la haría trizas. Lo juro .

Jum dijo...

¡Ha vuelto Marina! :)