Lo que hay aquí:

viernes, 12 de abril de 2013

Wonderful tonight.

La voz de Eric Clapton se escapaba del altavoz del ordenador. Tú mirabas concentrado tus manos mientras te liabas un cigarro. Tirada en tu cama, observaba los bailes de las golondrinas a través del cristal de la ventana. Me hipnotizaba la belleza de esos pájaros negros flotando entre el rosa y el naranja de un atardecer de primavera. Me preguntaste que en qué pensaba. "En qué es el amor", respondí. Te acercaste a la estantería y sacaste un ejemplar de tu pequeña biblioteca desordenada. Me diste un viejo libro de tapas grises en cuya portada se leía: W. B Yeats. Selected Poems. "Lee el de la página 33, When you are old", ordenaste. Pasé lentas las páginas, una a una, sintiendo en las yemas de los dedos la sutil caricia del papel. Te encendiste el cigarro y te tumbaste junto a mi en la cama. Comencé a leer ensimismada, hasta que me interrumpiste pidiendo que lo hiciera en voz alta. Leí: 

Cuando estés vieja y gris y soñolienta,
y cabeceando junto al fuego, tomes este libro, 
y leas lentamente, y sueñes con la mirada suave
que tus ojos un día tuvieron, y con sus profundas sombras;

cuántos amaron tus momentos de alegre gracia,
y amaron tu belleza con amor falso o verdadero,
pero un hombre amó el alma peregrina dentro de ti,
y amó los dolores de tu rostro que cambiaba;

E inclinándote junto al resplandor de los leños
murmures, un poco triste, cómo huyó el Amor
y se fue por las montañas
y escondió su rostro en una multitud de estrellas.

"Eso es el amor", dijiste expulsando de tus pulmones el humo de la última calada del cigarro. 



1 comentario:

Pio dijo...

Creo que nadie podría describirlo mejor